¿Cuál es el juguete más apropiado para mi hijo?

web_de_guia_juguetes

El juguete mas caro y más bonito no es necesariamente el mejor, ni el más adecuado para nuestros hijos. Como padres, debemos preocuparnos de que en la selección de los juguetes se conjuguen actividades en las que el niño se divierta y a la vez sea estimulado en su desarrollo psicomotor.  Esto depende de la edad y grado de madurez del menor. Por otro lado, de allí la importancia de realizar una evaluación exhaustiva de las características del juguete antes de su adquisición y la supervisión constante, sobre todo si se trata de menores de cinco años.

 

Antes de rompernos la cabeza en lo caro, que puede ser el juguete de moda y de no contar con el dinero para la compra del mismo, debemos poner en práctica nuestra imaginación y  a la vez incentivar a que el niño utilice su propia imaginación, utilizando enseres domésticos o materiales de reciclaje, sin incurrir en grandes gastos con los cuales podemos lograr horas y horas de diversión sana.

 

Al fin y al cabo, el mejor juguete no es muchas veces el que como padres pensamos que es el mejor, si no aquel con el que el niño nunca se cansa; el que siempre despierta su entusiasmo; el qué lo motiva y con el que se divierta a diario. Esto se logra con el envase de helado, rollos de papel toalla o papel higiénico, improvisación de maracas con frijoles, confección de títeres o muñeco, hasta con el más sofisticado de los juguetes. Debemos toman en cuenta algunas consideraciones antes de la selección de los juguetes. Estas incluyen:

 

Que sean apropiados para el edad y madurez del niño

 

El desarrollo del niño evoluciona rápidamente. A medida de que los niños crecen, necesitan estímulos diferentes y los juguetes deben adaptarse a esta evolución.

  • Los bebés menores del año requiere de juguetes estimulen sus cinco sentidos, aquellos con colores, formas, texturas y sonidos interesantes.
  • Los niños entre 1 y 2 años se entretienen metiendo y sacando cosas. Son más imaginativo. Ha adquirido cierta destreza manual y disfruta manipulando objetos que amplíe su práctica.
  • El niño de entre 2 a 3 años años es imitativo. Aprende a identificar las texturas y a diferenciar las características de los objetos. Es más independiente. Le gusta construir y destruir; reunir y separar.
  • Los niños de entre 3 a 5 años ya les gusta compartir con otros niños. Identificando colores. Manejan conceptos espaciales de arriba, abajo, afuera y adentro.  Muestran más curiosidad por las cosas. Tiene mayor capacidad de atención.
  • Los mayores de cinco años muestran interés en la lectura y escritura.  Sienten curiosidad por el mundo y su funcionamiento. Les interesa saber el origen y utilidad de los objetos que lo rodean.

 

Característica del juguete

 

Es necesario leer las etiquetas, instrucciones y avisos de alerta que están indicados en las cajas o etiquetas: rango de edad para su uso, utilización del tipo de baterías, tamaño de las piezas, etc.

  • Juguetes con piezas pequeñas no deben ser utilizados en menores de cinco años. En general los juguetes y sus partes deben ser más grandes que la boca del niño, para evitar asfixia por atragantamiento.  En menores de cinco años se debe evitar el uso de canicas, bolitas, globos, pequeñas piezas. Se la pueden tragar o introducir en los oídos o nariz.
  • Si el juego tiene baterías deben estar en compartimentos sellados, difíciles de acceder para el niño. Las baterías circulares pequeñas son altamente nocivas para el niño. Si la traga les pueden provocar serias quemaduras en la boca y el tracto digestivo.
  • Se debe evitar juguetes que disparen objetos en al aire por el riesgo de potenciales lecciones en los ojos del niño.
  • Evitar juguetes que produzcan ruido excesivo, ante el riesgo de lesionar la audición del menor.
  • Muñecos y peluches deben estar bien confeccionados; lavables preferiblemente. Los bordes seguros las pequeñas piezas (ojos, nariz ) bien adheridos. Eliminar etiquetas para evitar el riesgo de que sea tragada por el niño.
  • Si son juguete de plástico, deben ser resistentes. Si son muy delgados los pueden partir con la boca y tragar.
  • Evitar juguetes confeccionados con materiales tóxicos. Asegúrese de que la etiqueta diga NO TOXICO (Lápices de colores, pinturas, maquillaje para niñas).
  • No utiliza juguetes con cuerdas en niños muy pequeños (puede provocar estrangulación).
  • No utilizar juegos de química y menores de 12 años. Aún así deben ser supervisados.

Los juguetes que simulan armas de fuego (pistolas, rifles, pueden ser altamente peligrosos).  Si se utilizan en forma inadecuada, ejemplos aquellos con balines, pueden provocar serias lesiones en los niños. Algunos estudios sugieren que estos juguetes pueden provocar conductas agresivas y violentas en algunos niños e inclusive distorsionar la diferencia entre un arma real y una de juguete.

 

Si se trata de juegos que serán utilizados fuera del hogar: patinetas, patines, triciclo, bicicletas, scooters, deben ser utilizados en lugares seguros (jamás en la calle ).  Siempre bajo la supervisión de un adulto y con las debidas medidas de protección (cascos, coderas, rodilleras).  En el caso de piscinas, si son inflables, sacar el agua al no utilizarlas.  Un niño pequeño puedes sufrir ahogamiento por inmersión, tan sólo con el agua contenida un cubo.  Las piscinas más grandes y fijas deben estar cercadas y el niño nunca debe tener acceso a esta área solo.

 

Los juguetes recomendados por grupo de edad son los siguientes:

 

  • Recién nacidos a 6 meses de edad: móviles o juguetes que cuelguen fuera del alcance del bebé, mordedores y juguetes de apretar, pelotas y juguetes blandos, fotografías plastificadas y espejos de bebé.
  • 7 – 12 meses: libros duros de tela o de plástico, pelotas grandes blandas, juguetes con ruedas, muñecos de peluche, tazas y juguetes que floten.
  • 1 – 2 años: juguetes y cajas musicales. Libros, muñecos sólidos, juguete de introducir por un eje, juguetes de arrastrar y empujar, juguetes de guardar uno en otro, juguetes de seleccionar y ensartar, juguetes con ruedas, teléfonos de juguete, juguetes musicales.
  • 3 – 5 años: pizarra magnética ( para colocar letras o números), libro, rompecabezas, largavistas, juguetes deportivos.
  • 6 – 9 año: juego de carta, trenes, instrumentos musicales, juegos de doctor, juegos de mesa. Bicicleta con casco, bolas, cuerda para saltar.
  • 10 – 14 años: juegos de computadora, microscopios, telescopios, juegos de mesa, equipos deportivos.

 

En términos generales, el acto de jugar con nuestros niños lleva consigo algunas importantes medidas para no tener que lamentar situaciones que pongan en riesgo la integridad del niño.

 

Es inevitable de que jugando un niño sufra de algún trauma menor o raspón. Sin embargo, se deben evitar lesiones que pongan en peligro su vida e inclusive lo lleven a la muerte. La clave es la prevención y esto se logra con:

  • Supervisión del niño mientras juega (sobretodo si es menor de cinco años)
  • Si se tiene piscina o ante la posibilidad de que  el niño se trague algo que pueda a asfixiarlo, se recomienda que los padres o personas encargadas del cuidado del niño tomen cursos de Reanimación Básica (BLS) que se dictan en escuelas y son impartidos por algunas instancias como la Cruz Roja.
  • El área de juego debe ser segura.
  • Mantener los juguetes limpios y en buen estado
  • Si son juegos con cordones eléctricos, supervisar los cables y no permitir que el niño los enchufe.
  • Almacenar los juguetes en lugar seguros y apropiados. Los juguetes de mayores fuera del alcance de los menores.
  • No colocar los juguetes en sus cajas una vez abiertas (los bordes plásticos de las cajas pueden provocar lesiones).

 

Éstas son apenas algunas guías en cuanto a la selección y utilización de juguetes dependiendo de la edad del niño. La clave es la supervisión continua para prevenir accidentes y compartir con ellos agradables momentos, de manera que podamos ir viendo sus logros en cada etapa de su desarrollo en un ambiente seguro y feliz.

Por: Dr Iván Antonio Wilson
Pediatra
MSPP

Post a comment

src="http://www.spp.com.pa/pongstagr/pongstagr.am.js"> $(document).ready(function () { $('#selector').pongstgrm({ accessId: '323480188', accessToken: '323480188.3a48374.3159e24021204dc3939c1eb087a61bc7', show: 'CongresoPediatría' }); }); $(document).ready(function () { $('#selector2').pongstgrm({ accessId: '323480188', accessToken: '323480188.3a48374.3159e24021204dc3939c1eb087a61bc7', show: 'recent' }); });